Buscar
Filtros
Cerrar

Cortaviento

¿Por qué es necesario protegerse del viento?

Porque cuando el frío penetra la ropa, reemplaza la delgada capa de aire cálido próxima a  la piel. A medida que la temperatura de nuestra piel disminuye, aparece la sensación de frío y la incomodidad que dificulta la práctica de cualquier tipo de actividad al aire libre. La capacidad cortaviento de la tela se determina midiendo su permeabilidad al aire en relación con la pérdida de calor corporal a diferentes velocidades del viento. La membrana GORE® WINDSTOPPER ® se aplica a tejidos muy permeables al aire (como la lana o el forro polar) en prendas exteriores (camperas, pantalones) o accesorios (guantes, gorros, medias). El resultado son estándares excelentes de protección contra el viento en prendas durables, transpirables y livianas.